13 Ago

En relación con los procesos sobre extinción del contrato de trabajo se establecen reglas de acumulación obligatoria de los procesos cuando no se haya acumulado inicialmente en la misma demanda diferentes pretensiones. Por un lado, para la extinción por alguna de las causas previstas en el artículo 50 LET y por despido, se establece la acumulación sucesiva de modo que, de oficio o a petición de cualquiera de las partes, a la primera demanda se acumulará la posterior. A tal efecto, el trabajador deberá hacer constar en la segunda demanda la pendencia del primer proceso y el juzgado que conoce del asunto (art.
32.1 LJS). Igualmente se regula en este artículo el orden del debate de las acciones. Por otro, en los procesos por despido, si el trabajador no acumula en la misma demanda la impugnación de los actos empresariales con efecto extintivo de la relación que le hayan afectado, cuando entre las acciones exista conexión directa y no haya trascurrido el plazo legal de impugnación de los anteriormente producidos (p. E., despido inobservando los requisitos formales al que le sigue un nuevo despido subsanando los defectos), la solución dada por la norma procesal pasa por el reparto a un mismo juzgado de las demandas o por la acumulación de procesos (art. 32.2 LJS).

Finalmente, se establecen supuestos específicos de acumulación obligatoria de procesos. Bien porque se impugnan actos administrativos con pluralidad de destinatarios, acumulándose los procesos que se presenten con posterioridad contra dicho acto, aunque inicialmente hubiere correspondido su conocimiento a otro juzgado o tribunal (art. 32.3 LJS), p. E., la impugnación por diferentes trabajadores de una misma resolución administrativa recaída en un expediente de regulación de empleo por fuerza mayor. Bien porque se trata de una acumulación de procesos de distinta naturaleza en las que se ventilan los mismos hechos constitutivos, así, es obligatoria la acumulación al proceso de oficio de las demandas individuales en que concurran identidad de personas y de causa de pedir respecto de la demanda de oficio, aunque pendan en distintos juzgados o tribunales (art. 31 LJS).

Admisibilidad y procedimiento

La acumulación se iniciará de oficio por el juez o Tribunal o podrá ser solicitada por quien sea parte en cualquiera de los procesos cuya acumulación se pretende y cabe acordarla o instarse hasta antes de la celebración de los actos de conciliación, en su caso, y de juicio, y únicamente cabrá acumularse en el acto del juicio cuando se proponga por vía de reconvención ya que es el momento en que se propone la demanda reconvencional (art. 34.1 LJS), aunque el demandado reconvencional deba anunciarla en conciliación o reclamación previas. La solicitud de la acumulación a instancia de parte se hará por escrito, en los términos de los artículos 81 y 87 LEC, y corresponde al Letrado de la Administración de Justicia velar por el cumplimiento de los requisitos (art. 28.3 LJS), de estimar su concurrencia dará cuenta al juez para que resuelva sobre la acumulación que podrá acordarla mediante auto si se cumplen los requisitos legales o denegarla, en cuyo caso, los procesos se sustanciarán de forma separada. Contra el auto que resuelva la acumulación sólo cabe recurso de reposición (art. 38.3 LJS). En los mismos términos resolverá el juez o Tribunal cuando acumule de oficio los procesos. La acumulación de procesos, igual que la de acciones, producirá el efecto de discutirse y resolverse conjuntamente todas las cuestiones planteadas y se decidan en una misma sentencia en el mismo procedimiento (art. 35 LJS).

No obstante, acordada la acumulación de procesos, podrá ésta dejarse sin efecto por el juez o tribunal respecto de uno o varios de ellos, si concurren causas que justifiquen su tramitación separada (art. 34.2). Desacumulación que, al igual que la acumulación, tendrá lugar antes del juicio, si bien la especial complejidad de los conceptos retributivos, en la reclamación de las cantidades adeudadas por la liquidación por extinción del contrato de trabajo acumulada a la demanda de despido, que pudiera demorar excesivamente el proceso de despido constituye un supuesto contemplado por la norma procesal que puede dar lugar a una tramitación separada una vez iniciado el juicio (cfr
. Art. 36.3.II LJS).

La acumulación de procesos pendientes puede tener lugar ante un mismo juzgado o tribunal o ante dos o más Juzgados de lo Socialde una misma circunscripción, en cuyo caso, la solicitud de acumulación a petición de parte habrá de formularse ante el juzgado o tribunal que conociese de la demanda que hubiera tenido entrada antes en el Registro (art. 29 LJS).

Deja un comentario