29 ago

Un ser vivo, también llamado organismo, es un conjunto de células que forman una estructura muy organizada y compleja, en la que intervienen sistemas de comunicación molecular, que se relaciona con el ambiente con un intercambio de materia y energía de una forma ordenada y que tiene la capacidad de desempeñar las funciones básicas de la vida que son la nutrición, el crecimiento, la relación y a ser posible la reproducción, de tal manera que los seres vivos actúan y funcionan por sí mismos sin perder su nivel estructural hasta la muerte.

Las células que componen cualquier organismo no se hayan dispersas al azar, sino que suelen encontrarse agrupadas en tejidos de células diferenciadas de la misma naturaleza y con un comportamiento fisiológico común, los cuales se distribuyen en órganos y estos a su vez en sistemas. Los sistemas orgánicos comparten cierta coherencia morfo-funcional, tanto en sus órganos y tejidos, como en sus estructuras y origen embriológico. Será precisamente la unión organizada de todos estos sistemas (o conjuntos de sistemas, denominados aparatos) la que dé lugar al organismo completo.

- Órganos

:

Son estructuras constituidas por varios tejidos que conjuntamente realizan unacto

. Por ejemplo el corazón, que es el órgano que impulsa la sangre, y que está constituido por tejido muscular, tejido nervioso, tejido conjuntivo y sangre.

- Sistemas

:

Son conjuntos de órganos, formados por los mismos tipos de tejidos, que pueden realizar actos independientes.

-

Aparatos

:

Son conjuntos de órganos, que pueden ser de tejidos muy diferentes, que actúan coordinadamente en la realización de unafunción

. Por ejemplo el aparato digestivo presenta órganos tan diferentes como los dientes y el intestino, que pese a ello cooperan para realizar la función digestiva.

Órganos y sistemas de órganos

Los órganos son estructuras corporales de tamaño y forma característicos, que están constituidos por masas celulares llamadas tejidos y que llevan a cabo funciones vitales específicas. Ejemplos: el estómago, el hígado, el cerebro, etc.

Sistema Muscular

Está formado por los músculos, que son los motores del movimiento. Un músculo es un haz de fibras, cuya propiedad más destacada es la contractilidad. El cuerpo humano se cubre con unos 650 músculos de acción voluntaria. Tal riqueza muscular permite disponer de miles de movimientos. Su misión esencial es mover las diversas partes del cuerpo apoyándose en los huesos.

Aparato o Sistema Óseo

Consiste en los huesos y cartílagos que forman el esqueleto humano. La función más importante del esqueleto es sostener la totalidad del cuerpo y darle forma. Aquí se insertan los músculos que le permiten al cuerpo erguirse del suelo y moverse sobre su superficie. Le brinda al organismo material duro y consistente que sostiene los tejidos blandos contra la fuerza de gravedad y hace posible la locomoción. El sistema óseo también protege los órganos internos (cerebro, pulmones, corazón) de los traumatismos del exterior.

Sistema Respiratorio

La respiración es un proceso involuntario y automático, en que se extrae el oxígeno del aire inspirado y se expulsan los gases de desecho con el aire expirado. Proporciona el oxígeno que el cuerpo necesita y elimina el Dióxido de Carbono o gas carbónico que se produce en todas las células. Está formado por la nariz, la faringe, la laringe, la tráquea y los pulmones.

Sistema o aparato Digestivo

Está formado por la boca, esófago, estómago, intestinos grueso y delgado, hígado y páncreas. Este sistema es el encargado de trasformar las complejas moléculas de los alimentos en sustancias simples y fácilmente utilizables por el organismo. Después, estos compuestos nutritivos son absorbidos por las vellosidades intestinales que tapizan el intestino delgado, donde pasan a la sangre y nutren todas y cada una de las células del organismo.

Sistema Excretor o Urinario

Riñones y sus conductos, que funcionan en la extracción de desechos metabólicos, osmorregulación y homeostasis (mantenimiento del equilibrio químico del cuerpo).

Sistema Circulatorio

La sangre es el fluido que circula por todo el organismo a través del sistema circulatorio, que se forma por el corazón y los vasos sanguíneos. De hecho, la sangre realiza dos circuitos complementarios: en la circulación pulmonar o circulación menor la sangre va del corazón a los pulmones, donde se oxigena y descarga el dióxido de carbono. En la circulación general o mayor, la sangre da la vuelta a todo el cuerpo, antes de retornar al corazón.

Sistema Hormonal o Endocrino

Es el conjunto de órganos y tejidos del organismo que liberan un tipo de sustancias llamadas hormonas. Las hormonas secretadas por las glándulas endocrinas regulan el crecimiento, el peso y caracteres sexuales de un individuo, así como el desarrollo y las funciones de muchos tejidos, además de que coordinan los procesos metabólicos del organismo. Las glándulas más importantes son: la hipófisis, la tiroides, las paratiroides, el páncreas, las suprarenales, los ovarios y los testículos.

Sistema Nervioso

Es el rector y coordinador de todas las funciones, conscientes e inconscientes del organismo. Consta del sistema cerebroespinal (encéfalo y médula espinal), los nervios y el sistema vegetativo o autónomo. El sistema nervioso central realiza las más altas funciones, ya que atiende y satisface las necesidades vitales y da respuesta a los estímulos. Ejecuta tres acciones esenciales: la detección de estímulos, la transmisión de informaciones y la coordinación general del cuerpo.

Aparato Reproductor

Gónadas (testículos y ovarios) que producen gametos, conductos genitales y órganos accesorios como glándulas y aparatos copuladores.

Sistema Linfático

Capilares circulatorios o conductos en los que se recoge y transporta el líquido acumulado de los tejidos. El sistema linfático tiene una importancia primordial para el transporte hasta el torrente sanguíneo de lípidos digeridos procedentes del intestino, para eliminar y destruir sustancias tóxicas, y para oponerse a la difusión de enfermedades a través del cuerpo.

Sistema inmunológico

Está compuesto por órganos difusos que se encuentran dispersos por la mayoría de los tejidos del cuerpo. La capacidad especial de sistema inmunológico es el reconocimiento de estructuras y su misión consiste en patrullar por el cuerpo y preservar su identidad. El sistema inmunológico del hombre está compuesto por aproximadamente un billón de células conocidas como linfocitos y por cerca de cien trillones de moléculas conocidas como anticuerpos, que son producidas y segregadas por los linfocitos.

Sistema Hematopoyético

Se encarga de la producción de la sangre en el organismo.

Dejá un comentario